Polemizan católicos y evangélicos por figura de acción de Jesús

Una figura de acción similar al Max Steel circula en los anaqueles de las tiendas comerciales, sólo que su misión no es la de agente secreto, sino apoyar en la evangelización de los niños.

Se trata del muñeco de Jesús, el cual se vende en 150 pesos y no está solo en su tarea doctrinal, también se venden osos que rezan el Padre Nuestro y las figuras de San Judas Tadeo.

Estos productos son usados por Grupos de laicos, como la orden de Malta, para evangelizar a los menores.

Sin embargo, la aparición de este muñeco de Jesús fue rechazada por las iglesias evangélicas que califican su producción y comercialización como “pecado”, mientras que para la Iglesia Católica es válido mientras no se tergiverse su sentido religioso.

Para la Confraternidad Nacional de Iglesias Cristianas Evangélicas (Confraternice), que aglutina a las iglesias evangélicas del país, es un “pecado” hacer este tipo de comercio, pues se engaña a los feligreses.

“Es inadmisible que la Jerarquía Católica no enseñe la verdad, además es una alta ofensa a Jesucristo que lo hagan de plástico”, refirió el presidente de Confraternice, Arturo Farela, en entrevista con La Razón.

Recordó que nunca ha sido válido este tipo de comercio con los santos y menos con la figura del hijo de Dios.

“En el libro del Éxodo capítulo 20 dice muy claramente que no debemos hacer este tipo de imágenes tampoco honrarlas o postrarnos y menos juguetes”, señaló.

“No entendemos por qué se empeñan en hacer estas cosas, así como vender la figura del niño Dios y decir que Cristo nace cada 24 de diciembre, Dios no es niño, hace dos mil años lo fue y murió entre los 33 años. Insistimos en que hacer figuras de yeso, así como de plástico es algo ficticio”, expresó.

A su vez el director de la revista Vida Nueva, Felipe Monroy, calificó como inapropiada la figura, pues existen otros mecanismos para que los niños comprendan el mensaje de la Iglesia.

“Una cosa es vender la figura y otra compartir el mensaje, es preferible acercar la palabra que el accesorio, puede que sirva, pero si no viene acompañado de la explicación de un adulto, los menores no lo van a entender. No es sencillo equilibrar el tema de juguetes con los principios”, expresó.

Sin embargo, el secretario de Relaciones Públicas de la Conferencia del Episcopado Mexicano, Manuel Corral, comentó que estos artículos son favorables para los más pequeños de la casa, mientras no se tergiverse el sentido, “tiene que estar enfocado a dar un conocimiento y que no tenga otra intención”.

El padre José de Jesús Aguilar, subdirector de Radio y Televisión del Arzobispado, manifestó que el único inconveniente que tienen estos juguetes es la comercialización, añadió que esto no es una nueva forma para que los niños se acerquen a la fe.

“El muñeco que reza está enseñando al niño una oración, sobre todo le da confianza antes de dormirse, para muchos menores la noche es complicada.

“La imagen en este caso es un juguete que le puede recordar que Jesús lo acompaña en todo momento. Aquí el problema que algunos verían es que se está comercializando, sin embargo los papás no piensan tanto en eso, sino en un fin, para que el niño tenga tranquilidad, generalmente las figuras religiosas son parte también del comercio”, apuntó.

Lea la noticia completa en El Golfo Info

About admin

Speak Your Mind

Tell us what you're thinking...
and oh, if you want a pic to show with your comment, go get a gravatar!